Recibe cada nuevo artículo por correo electrónico.
No envío spam

He leído y acepto la política de privacidad
  • Más información sobre Escalada

    ¿Qué es escalada y en que consiste?

    La escalada es una actividad que consiste en subir o recorrer, realizando depurados movimientos, paredes de roca, laderas escarpadas u otros relieves caracterizados por su verticalidad. Para ello el escalador ayudándose de medios naturales y/o artificiales, aprovecha las oportunidades, a veces mínimas, que ofrece el mundo vertical.

    Las características de un buen escalador son la destreza, la fuerza física y la fuerza mental.

    La escalada engloba distintas disciplinas y modalidades que han ido evolucionando (y siguen haciéndolo) a lo largo de los años.

    Escalada en roca sobre los acantilados de la Sierra de Toix
    Escalada en roca. Vía El Dorado, Sierra de Toix (Alicante)

    Tipos de escalada

    Según el medio donde se realiza

    • Escalada en roca: Se desarrolla en paredes de roca.
    • Escalada en hielo: Se desarrolla sobre hielo o nieve dura y exige el uso de equipamiento especial para la progresión como crampones y piolets.
    • Escalada mixta: Alterna tramos de hielo, nieve y roca. Para progresar se utilizan técnicas y material tanto de escalada en hielo como de escalada en roca.
    • Escalada en rocódromo: Se realiza en paredes en las que se colocan presas artificiales con diferentes formas que simulan agarres del medio natural. Las presas suelen ser de resinas, aunque también se emplean otros materiales como madera, piedras, etc.
    • Escalada urbana: Se realiza aprovechando estructuras que se encuentre en la ciudad, muros, puentes, etc.

    Según el material usado para proteger y progresar

    • Solo integral: Modalidad de escalada en la que no se emplean elementos de seguridad para proteger una eventual caída. Únicamente se utilizan los pies y las manos para progresar. Es practicada sobretodo por escaladores de muy alto nivel y resulta atractiva y controvertida al mismo tiempo, ya que una caída provocaría la muerte del escalador.
    • Escalada clásica: El escalador que sube como primero de cordada va poniendo sus propios seguros para proteger una posible caída. Estos seguros los recupera el último escalador que asciende por la cuerda. Los seguros, que son muy variados (fisureros, friends, clavos, cordinos…), se colocan aprovechando la naturaleza de la pared (árboles, agujeros, puentes de roca…).
    • Escalada artificial: Variante de la escalada clásica en la que se emplean los mismos elementos que en la clásica pero además de servir como seguro se utilizan para ayudarse de ellos y progresar.
    • Big wall o grandes paredes: Escalada en la que la ascensión, debido a su longitud y dificultad, precisa de varios días, debiendo los escaladores vivir durante esos días en la pared. Suele combinar escalada clásica y artificial.
    • Escalada alpina: Escalada que se realiza en alta montaña y cuyo objetivo principal es alcanzar la cima. Se emplean medios similares a la escalada clásica y artificial. Al discurrir en altura, a los riesgos inherentes a la escalada se suman las nevadas, cambios de tiempo, avalanchas, falta de oxígeno, etc.
    • Dry-tooling: Variedad de escalada clásica en la que se asciende por roca desnuda utilizando piolets y crampones.
    • Escalada en solitario: El escalador asciende autoasegurado con cuerda pero sin compañero.
    • Escalada deportiva: Estilo de escalada que utiliza un sistema de seguridad, que puede ser mecánico (expansivos) o químico (resinas epoxi), fijado previamente a la pared y colocado estratégicamente a lo largo de la vía. En la escalada deportiva la seguridad del escalador es muy importante por lo que el equipador limpia la pared de piedras sueltas (o susceptibles de romperse) y maleza. De este modo el escalador se puede concentrar en la belleza de los movimientos y en forzar la dificultad al máximo.
    • Bloque o boulder: Modalidad de escalada libre en la que se escalan bloques de roca o pequeñas paredes que no suelen superar los diez metros de altura. Es similar al solo integral pero el escalador nunca sube tan alto como para que la caída pueda suponer una lesión grave, estando además asegurada con una colchoneta (crash pad) y/o un compañero atento.
    • Psicobloc: Modalidad nacida en Mallorca en los años 70 del pasado siglo. Se realiza en paredes que están junto al agua y en caso de caída es precisamente el agua la que amortigua el impacto ya que no se utiliza cuerda.
    Tercer largo de Pericondrio Tragal en la Pared del Estrecho, Montanejos
    Escalando la vía Pericondrio Tragal en Montanejos

    Historia de la escalada

    Mucho antes de que la escalada fuera la disciplina deportiva que hoy conocemos, el ser humano daba sus primeros pasos en la vertical en busca de alimento y refugio.

    La escalada es la evolución lógica del montañismo, cuyo origen se encuentra fechado el 8 de agosto de 1786, cuando Jacques Balmat y Michel-Gabriel Paccard alcanzan por primera vez la cima de Mont Blanc (4.810 m).

    Desde entonces hasta que el 14 de julio de 1865 Edward Whymper subiera por primera vez a la cumbre del Cervino (4.478 m), en la conocida como época dorada del alpinismo, se ascienden las principales cumbres de los Alpes.

    Esta hazaña, que terminó en tragedia durante el descenso, supone un cambio de mentalidad ya que pone fin al ansia de conquista de los grandes picos e inicia una época en la que se busca el reto deportivo y la dificultad.

    En la búsqueda de esa dificultad nace la escalada.

    Cuándo se creó la escalada

    Los primeros escaladores fueron visionarios a los que sus contemporáneos miraban como bichos raros. En aquellos años la ambición de guías y montañeros era conquistar los picos más importantes por el trazado más lógico y sencillo, evitando en la medida de lo posible, las dificultades presentes en el entorno.

    Así que cuando a finales del siglo XIX Alfred Mummery y Alexander Burgener abren las primeras grandes rutas de IV grado en el entorno de Chamonix el resto de la comunidad montañera no mira con muy buenos ojos sus escaladas.

    Otro incomprendido de esa época fue Paul Preuss, filósofo y botánico de profesión, y para muchos el escalador más interesante de la historia del alpinismo. Escaló tramos de quinto grado antes de 1900. Era contrario al uso de medios artificiales, incluida la cuerda, que sólo legitimaba en caso de peligro y para asegurar al compañero.

    Durante aquellos primeros años cobra especial importancia Elbsandstein considerada por muchos como la cuna de la escalada libre. Oskar Schuster esboza las primeras normas para escalar en este entorno entre las que se incluyen la escalada de primero sin usar medios artificiales.

    Pero fue Rudholf Hermann quien publica la primera guía de Elbsandstein en 1912. En ella se describen las normas a seguir para escalar sus paredes: no usar magnesio ni fisureros (únicamente nudos empotrados), sólo escalar cumbres de más de 8 metros a las que no se pueda subir andando, no colocar más de dos seguros cada 8 metros y hacerlo siempre desde abajo y a mano.

    La escalada se convierte en una actividad exigente y expuesta que obligaba al escalador a superar tramos de roca totalmente en libre con riesgo real de caída mortal…

    El responsable de traducir la dificultad de una escalada en números fue Hans Dülfer quien ideó una escala de graduación de las dificultades en roca, que poco después perfeccionó Welzenbach, y que hoy en día se conoce como ‘escala UIAA’. Pero no fue su única aportación, las técnicas Dülfer de rápel y la bavaresa (escalada en oposición), también fueron ideadas por él.

Reseñas de escalada que puedes leer en este blog